Yoyalodije

El candidato perfecto

Ahora que ya nos quedamos sin precandidatos y los supervivientes se convierten en candidatos de pleno derecho, como socio con derecho a voto puedo prometer y prometo que votaré con los ojos cerrado a un candidato si:

1.- Deja de hacer demagogia con frases del tipo “el soci és l´amo del club”, “serem molt transparents”. Vale, ya lo sabemos pero ser “amo” no implica ni que el socio deba decidirlo todo (somos un club de fútbol, no una asamblea revolucionaria), ni ser transparentes significa colgar en la web el sueldo de los jugadores o las facturas del Drolma.

2.- Habla claro del tema económico. Ni se debe tratar al socio de idiota alarmando con la deuda del club, ni se debe dar la sensación de que aquí hay barra libre y que esto no va a petar nunca por muchas animaladas que se hagan (¿se acuerdan de las frase “los pisos nunca van a bajar de precio, como mucho dejarán de subir”?, pues eso).

3.- Deja claro que no va a limitar el número de socios. Son muchos los que han podido cumplir el sueño de su vida al hacerse socio del barça durante los últimos años, sin la necesidad de tener un abono. No, los socios sin silla no son un problema. El problema es el mecanismo existente que permite mercadear con los abonos. El club debe encontrar la fórmulo para que un día los socios no abonados no se puedan rebelar, el club debe trabajar para dar mayores ventajas a los socios no abonados (descuentos mucho mayores, por ejemplo), pero no debe cerrar la puerta a quien quiera ser socio.

Muchos ni lo quieren ni lo necesitan, su orgullo es ser socios de este club.

4.- No hace demagogia con lo de “no hay que mezclar política con deporte”. Yo no quiero que el presidente del barça pida el voto por ningún partido político, pero prefiero que sea un catalanista desacomplejado y que como tal se comporte a que por miedo a molestar a alguien prefiera la falsa “neutralidad”.

5.- No pretende erradicar las divisiones del barcelonismo. Empiezo a convencerme que al final la división es buena para el club. Basta de querer acabar con los –ismos. Somos un club muy grande y muchos tenemos pensamientos totalmente confrontados, y seguramente así debemos seguir. Que ahora coge las riendas otro –ismo? Pues perfecto: que cada uno demuestre que el suyo es el bueno y sobretodo que deje el club mejor a TODOS los niveles que como lo ha encontrado. Creo que es el caso del presidente saliente.

Como soy consciente que ninguno de los candidatos va a pensar exactamente igual que yo, intentaré votar al que, según lo que conocemos de todos (todos han pasado por can Barça y por tanto conocemos su trayectoria), pienso que intentará meter menos mano en el tema deportivo, no vivirá obsesionado en mejorar el palmarés de su predecesor, tenga que devolver menos favores por haber llegado a presidente y no me avergonzará cuando lo escuche hablar.