Yoyalodije

Sandro, sal de la cueva

Lo que resulta curioso es que Johan acepte semejante cargo ahora y se moje el culo de este modo, cuando jamás se ha puesto en duda su afán por forrarse y buscarse beneficios paralelos a todos los actos que ha hecho en su vida. Como dijo Charly, “será la primera cosa que Cruyff haga sin cobrar”. Pues bien, ya son dos. Si querías caldo, dos tazas: Dirigir a la selección catalana y presidir el Barça de modo honorífico, un término éste peligroso y que, en manos de Johan, más que causarme miedo, me provoca terror. Amigos yoyeros, ¿alguien duda de quién será el verdadero Jefe, The Boss, sea quien sea el flamante presidente? Rosell no puede tragar tal ultraje y tendrá que decir algo al respecto. Ya está tardando. Su estrategia de seguir escondido cual sanguijuela se viene al traste, porque el tema va a traer cola, mucha cola y merece una entrada en escena. Problemas a la vista: Guardiola tiene trabajo extra para aislar al equipo de semejante pollo y el bueno de Pou -por cierto, a quien felicito, a pesar de Vucevic, por el merecido premio al mejor profesional) tendrá que dejarse la piel para mantener debates futbolísticos. No pasa nada, el Arsenal y el Madrid parece que no asustan a nadie. ¡Incautos! ¡Animales! ¡Es que no aprenderemos nunca! Nunca es un buen momento para anunciar la alineación total de Johan con causas directivas pero desde luego, hay cosas que en el Barça se repiten siempre. Volvamos pues a debatir entre cruyffistas y no cruyffistas, nuñistas, derrotistas, grupozetistas, godotistas y ostias en vinagre. Perdamos de vista la oportunidad histórica de ser los primeros en ganar dos Champions seguidas y, además, de hacerlo en Chamartín. No pasa nada, igual hasta nos va bien y todo en el aspecto deportivo. El mago Guardiola quizás sepa sacar partido de todo ello, aunque no sé cómo. Eso sí, pido a todos los yoyeros desde YA, que tengamos un cierto fair play y mostremos el nivel de gente como nosotros. No hagamos de esto un basurero o, mejor dicho, un vertedero de intereses, fobias y vomitadas pajilleras y debatamos con un poco de clase. Esto no es Punto y pelota, aunque todo llegará. Pido al Yoya que demos una lección de elegancia, pero sin perder la ironía ni la personalidad. La excepción a esta regla, como siempre, es Forceps. ¡Él puede hacer lo que quiera! Pero que comente. Es una orden. El Yoya, sí está a la altura del equipo.

El enigma de la semana:

¿Qué aspirante a la presidencia no tiene ni el asiento a su nombre en el Camp Nou?

Tic…tac. Lenny: Aquí podría apostar Bettymovil, con Ingla y Soriano a la cabeza, ellos que son tan buenos en la gestión. No tardarán en darse cuenta de que en esta sección hay que poner dinero. No sería un mal negocio para el Yoya. Yo me juego 1 euro a que se trata de Charly Rexach (pero que conste que es para animar las apuestas, a lo mejor se trata de un farol).