Yoyalodije

El MCD del Barça de Xavi

Soy muy pesimista en este tema. Xavi ha apostado en Busquets en el 100% de los minutos en los que ha estado disponible. Por el camino hemos quedado eliminados de la Champions, estamos a 17 puntos del líder en la Liga y hemos dicho adiós a la Supercopa. Por supuesto que esas derrotas son consecuencia de la maliciosa inercia de Koeman, pero a lo que voy es que los vacos sagrados y en particular Busquets no nos han hecho competir mejor en esos partidos cruciales.
Ya me temo que la semana que viene en Copa contra el Athletic Club Busquets volverá a jugar todos los minutos y que tampoco resultará nada extraño si quedamos eliminados, al fin y al cabo jugamos en casa de un rival siempre ultramotivado contra nosotros, será un partido duro e intenso, de los que para nada favorecen al muerto de badía.

En resumen, perfectísimamente nos podemos plantar en una semana con 3 títulos ya perdidos (Champions, Supercopa y Copa) y con Busquets todavía de titular indiscutible e inamovible. Por tanto, ¿qué habrá ganado antes Koeman y ahora Xavi haciéndole jugar siempre? Pues nada, porque sus mejores 100 partidos ya los ha jugado y su rendimiento no hace más que bajar paulatinamente.
Por el contrario cada partido que pasa sin probar a DeJong, Nico u Orellana en la posición de MCD (pero no un único partido aislado, sino 5 partidos seguidos para que se cojan automatismos y el resto del equipo se acostumbre a jugar con ese nuevo jugador) será tiempo perdido. Tiempo irrecuperable.
Es URGENTE que desde YA Xavi pruebe a un jugador alternativo. Nuestro futuro a 5 años vista depende de ello. Nos queda toda la segunda vuelta para comprobar si Frenkie, Nico u Orellana son válidos para liderar al equipo en la posición de MCD durante el próximo lustro o si es imprescindible fichar a alguien nuevo ahí. Seguir apostando por Busquets es un suicidio deportivo. Lo mismo aplica para el LI y Alba/Balde. Y para Piqué, aunque en su caso sí parece más o menos claro que tanto Araujo y Èric son jugadores fiables y en los que se puede confiar a medio-largo plazo.