Yoyalodije

Koeman y Laporta

Que es imposible que Koeman siga lo sabe cualquiera que conozca mínimamente la manera de ser y de proceder de Laporta. El holandés es alguien en quien no cree, y si ya intuyo que lo tenía claro antes, con el fin de temporada y el show plañidero-godotil de las últimas fechas, ahora lo tiene cristalino. Hasta el punto que, en el caso de que su apuesta como entrenador no pudiera llegar hasta 2022, ni siquiera le serviría como puente hasta entonces, por mucha indemnización que hubiera que pagarle. Es más, probablemente, a nivel económico, buscar la fórmula para rebajar, o aplazar su finiquito sea en este momento la prioridad number one del club. Y hoygan, uno, que ha defendido al holandés hasta más allá de sus propias creencias, concrepa 100% con este criterio.

DICHO LO CUAL, la maniobra de Lapo de salir en rueda de prensa y decir que se dan 15 días para encontrar otro entrenador, que no es su entrenador preferido y tal, me parece, primero, una falta de respeto hacia alguien de quien pocos segundos antes habías dicho que guardabas el mayor de esos respetos (y además, bien merecidos). Y segundo, y más importante, porque no es que des a entender, sino que dejas patente que estás improvisando mucho más de la cuenta. Por mucho que solamente lleves dos meses en el cargo, a mí me parece bastante intolerable que prácticamente en junio no tengas cerrado a tu entrenador cara a la temporada que viene. E insisto, la ‘excusa’ de que primero hay que finiquitar (contractualmente hablando) a Ronald no cuela, porque fórmulas para rebajar y/o aplazar ese pago las hay a patadas.

Muy raro, tot plegat…